Skip to main content

¿Qué buscan las mujeres en un hombre?

Muchos han escuchado las características de ese “príncipe azul” o ese “hombre ideal” y normalmente la mayoría de las mujeres lo describen con una serie de características bastante similares como: simpático, atento, tierno, detallista, sincero, fiel, atractivo, e incluso algunas se atreven a decir “adinerado”. Esta lista varía un poco según cada una de ellas, pero básicamente se trata de un hombre con buena presencia salido de un cuento de princesas.

Lo anterior es lo que se obtiene como respuesta al preguntarle directamente a una chica cuál es el “hombre de sus sueños”, pero un dato curioso confirmado por sociólogos y psicólogos es que en realidad lo que ellas creen que quieren muchas veces no tiene nada que ver con lo en realidad le llama la atención en un hombre.

¿Esto quiere decir que se contradicen? No, ya que es un proceso biológico y químico inconsciente que se lleva a cabo en la cabeza de una mujer cuando un hombre posee características atractivas y básicas para la supervivencia de los genes.

¿Supervivencia de los genes?

Aunque suena a mucha ciencia, básicamente es eso. Explicado de forma sencilla: todo ser vivo persigue su supervivencia, en el caso humano, nuestro organismo nos obliga a reproducir nuestros genes, en el caso de los hombres nuestra forma de reproducción es básica, reproducirnos hasta más no poder, sembrar la semilla sin contemplar terreno, pues mientras más, mejor.

¿Qué pasa con ellas? Son más vulnerables mientras reproducen su gen a través del embarazo y el parto, por eso su organismo las obliga a buscar características que le garanticen la supervivencia de su gen.

Estas características básicas que llaman la atención de las féminas son las siguientes:

  1. Buena genética: Aunque suene algo superficial, las chicas naturalmente se sienten atraídas por un físico que refleje fuerza, protección, aunque muchas veces solo con aparentar buena salud es suficiente, ya que esto garantiza la supervivencia de su descendencia.
  2. Estatus Económico o Social: Esto garantiza que su persona como su descendencia puedan desarrollarse en un entorno seguro y apto.
  3. Protección o Asistencia: Esto se enfoca más hacia la protección y el apoyo que puede brindar un hombre tanto a su pareja como a su descendencia.

Desde un punto de vista biológico es así como funciona la atracción femenina, claro que si llevamos estos aspectos a la sociedad actual las cosas cambian un poco y el macho alfa que antes cazaba y exhibía su fuerza hoy prepare una cena, escriba poemas, sea estrella de rock o pilote coches de carreras. Aunque ellas lo nieguen, no pueden engañar a su organismo, que está programado para elegir lo mejor según sus necesidades.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+34 620 282 923