Skip to main content

Cómo evitar la soledad

Independientemente de la edad que tengas, sentirte solo es una de las peores cosas que te puede pasar. Los humanos somos seres sociables por naturaleza y necesitamos el contacto con otras personas para sentirnos realizados. La falta de esas relaciones interpersonales pueden afectarnos mentalmente e incluso provocar una depresión. Del mismo modo, la sociedad moderna no ha cambiado en términos de “apareamiento”, y en casi todo el mundo está extendido el concepto de que un adulto debe buscarse una pareja para vivir y tener una familia. Sin embargo, no todo el mundo tiene la misma predisposición o las circunstancias no son siempre propicias para una vida convencional.

Suecia es la envidia de las socialdemocracias, la cuna del estado del bienestar. Sin embargo, el documental La teoría sueca del amor se acerca a las sombras y riesgos de la sociedad sueca, sobre todo en cuanto a un modelo de familia basado en la independencia y la autonomía, el objetivo del cual es que las relaciones de los individuos sean libres y no determinadas por cargas económicas. Así, si una mujer tiene hijos con un hombre o continúa casada con él, que sea porque quiere, no porque depende de él económicamente. Y si una persona mayor no se puede valer por ella misma, que su bienestar no dependa de la ayuda de los hijos. El estado proveerá lo que haga falta: educación, sanidad, servicios sociales, jubilación y una distribución igualitaria de la riqueza. Este cambio de paradigma trata de dar un poder a la mujer del que históricamente ha carecido, principalmente por la sociedad del patriarcado en la que hemos vivido durante siglos.

¿Pero qué pasa cuando el éxito de estas medidas no sólo se traduce en autonomía del individuo sino también en soledad? En Suecia la mitad de la gente vive sola y un 25% muere sola sin que nadie reclame su cuerpo. Las directrices del manifiesto La familia del futuro del gobierno sueco se implantaron con tanto éxito que la sueca ha acabado siendo una sociedad de individuos sin interés para socializarse, recluidos en sus rutinas y alérgicos a la interacción espontánea con otras personas. Evidentemente, en estos casos se ha de buscar el equilibrio perfecto para no quedarse cortos pero tampoco pasarse.

El director de este documental, Erik Gandini, subraya que no cree que la sociedad sueca sea un fracaso, y que los efectos colaterales de las políticas no las invalidan. Su documental ha generado “un debate necesario” en el país y, de hecho, se ha emitido por televisión. “Que la embajada sueca en España recomiende la película es muy buen señal -dice-. Como comenta Bauman, no hay ninguna sociedad perfecta, pero lo más parecido que puede haber es una sociedad que se cuestiona a ella misma”.

De esta manera, no podemos más que cuestionarnos si nos encontramos en un entorno adecuado para el desarrollo personal y la satisfacción en todos los sentidos. Muchos hombres recurren a los servicios de profesionales del sexo para dar rienda suelta a diferentes inquietudes que pueden tener un efecto muy negativo tanto física como mentalmente si no se canalizan de manera adecuada. A pesar de lo que pueda parecer, los humanos somos unos animales y la monogamia no es una característica inherente. Simplemente, se acepta como modelo predominante y apenas se cuestiona. Eso ha creado una serie de estigmas claramente extendidos en diferentes civilizaciones, concretamente en la infidelidad y el intercambio de sexo por dinero. Hay quienes siguen defendiendo que la unión de los cuerpos es demasiado sagrada como para pervertirla convirtiéndola en algo puramente físico. Sin embargo, optar por los servicios de una escort profesional no invalida de ninguna manera cualquier otro sentimiento o relación que se pueda tener.

De hecho, está más que comprobado que una canita al aire no solo es bueno para quien la disfruta, sino que la salud de la relación de pareja se puede fortalecer gracias a un estímulo externo. Lógicamente, es decisión de cada uno compartir ese affaire o mantenerlo en secreto, ya que ambas situaciones tienen sus pros y sus contras. Lo que sí está claro es que la soledad solo debe ser experimentada de manera voluntaria y no como un castigo, así que una buena manera de esquivarla es recurrir a los servicios de una escort, que llevarán el sexo a otra dimensión.

Leave a reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

+34 631 124 929